El Monstruo de la Comedia. A la tercera, al fin.

Publicada en

 

Este sábado fue la final finalísima del Monstruo de la Comedia. Actuar en un teatro es una sensación maravillosa, solo superada por apretar las pompitas estas de explotar.

En general nunca suelo llegar a las fases finales de los concursos. A veces actúo en concursos fuera de Madrid y compruebo que mi humor no encaja en algunos lugares. Es lógico:

  • “Yo no entiendo de marketing, pero que la Iglesia utilice como logo corporativo una cruz me parece una falta de respeto hacia su jefe. Es como si Apple cambiara el logo de la manzana por el de un tumor.”
  • ¿Qué tiene que hacer un Borbón para que lo metan en la cárcel? ¿Disparar a un hermano?
  • El fútbol es un deporte sencillo, con una estructura y unas reglas fáciles de entender. Por eso tiene tanto éxito. Si fuera más complicado, la gente con menos capacidad intelectual perdería el interés. Y el Real Madrid se quedaría sin seguidores.
  • “Como andaluz siento que debo defender la Cruzcampo. Pero es muy difícil, es como si te toca ser abogado de Jose Bretón.”
  • “Soy más salao que lamerle el chocho a una ballena.”

Mi humor es como Bill Cosby, negro y guarrete. La Muerte, las Drogas, cómo el Rey Juan Carlos se cargó a su hermano de un disparo en la cara, etc. Esos son mis temas. Yo de verdad que intento hacer un humor absurdo, inocente, blanco… Pero tengo algo que me empuja a hacer chistes de suicidas, pederastia, terrorismo, etc. No puedo evitarlo.

Menos mal que existe gente como los de La Jarota, que organizan un concurso muy pro donde encajo. Y es un orgullo muy grande er que ziento yo en er pehso, que en mi tercera participación en el concurso, logré pasar a la final y además, ser 2º.

Segundo premio en un concurso nacional como el del Monstruo, FUA. Acabé muy contento y bebí mucha cerveza. Nos pusieron una jartá de cervezas en el camerino (pedazo de concurso). Al salir del teatro yo ya iba cantándole soleás a las farolas.

Quizá no sea correcto mencionar esto, pero como sé que mi blog no lo va a leer ni Perry Mason, lo puedo decir: ¡¡LA PASTA!! El jugoso segundo premio me salva el verano.

Me gusta actuar en teatros y el dinero.
Un sábado perfecto.

Un besito “ahí”,
Eduarda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.